De la Carta de Viena para la Buena Convivencia a Viena como ciudad de derechos humanos

Data de publicació:
12/2019
Autor:
Shams Asadi, comisionada de Derechos Humanos y directora de la Oficina de Derechos Humanos, Ayuntamiento de Viena
Descàrrega

Viena, una de las ciudades metropolitanas de más rápido crecimiento de Europa, se caracteriza hoy, y se ha caracterizado históricamente, por la migración. El crecimiento económico de los años cincuenta y la migración de mano de obra de los sesenta, el establecimiento de una sede de las Naciones Unidas en los setenta, la creación del Mercado Común Europeo, la libre circulación y la apertura de Europa al Este han determinado en particular la diversidad de la población de Viena y su estatus internacional. Desde principios de los noventa, la ciudad ha aplicado políticas de integración proactivas y sostenibles, pero en 2004 se produjo un cambio de paradigma y, a partir de entonces, se considera a sí misma una ciudad de inmigrantes, lo que permitirá un mayor desarrollo de las políticas de integración hacia políticas de diversidad y hacia la gestión de la diversidad en una ciudad caracterizada por la migración.