Issa Kassis

© Facebook.com/issa.kassis.1

© Facebook.com/issa.kassis.1

Actualización: 14 noviembre 2023

Palestina

Alcalde de Ramallah (2022-)

  • Mandato: 6 abril 2022 - En ejercicio
  • Nacimiento: Jerusalén, 1967
  • Partido político: sin filiación
  • Profesión: Economista y ejecutivo de banca

Presentación

Desde el colapso de proceso de paz hace ya dos décadas, Cisjordania permanece atomizada en una serie de enclaves palestinos con mayor o menor cuota de autogobierno, no contiguos entre sí y rodeados de extensas áreas bajo plena ocupación del Estado de Israel, el cual mantiene numerosos puestos militares y asentamientos de colonos. Una de estas municipalidades es Ramallah, población justo al norte de Jerusalén que viene acogiendo la capitalidad administrativa y las sedes institucionales de la Autoridad Nacional Palestina (ANP, la entidad autonómica inaugurada en 1994) y del autoproclamado Estado de Palestina. Su alcalde es Issa Kassis, experto financiero sin filiación partidaria que durante la sangrienta guerra de Gaza en 2023 se ha alzado como una de las más elocuentes voces pacifistas del campo civil. En su opinión, urge conseguir un alto el fuego en la Franja, tras el cual tocaría abrir un proceso de diálogo y negociación en el que "nos veamos y tratemos como iguales".

(Texto actualizado hasta 14 noviembre 2023)

Biografía

Issa Kassis vino al mundo en Jerusalén en 1967, justo antes de verse obligada su familia, originaria de Ramallah y de fe cristiana, a huir a la vecina Jordania en el contexto de la Guerra de los Seis Días, que supuso la conquista y ocupación por Israel de los territorios árabe-palestinos de Cisjordania, Jerusalén Oriental y Gaza. El muchacho se crió y educó en Ammán, donde unas circunstancias personales más favorables le permitieron superar la precariedad de la vida de refugiado. En Jordania obtuvo una licenciatura en Banca y Finanzas, y posteriormente viajó a Estados Unidos para abrirse camino profesional en el ramo de la banca privada.

En 1991, el año de la Conferencia en Madrid que activó el luego malhadado proceso de paz palestino-israelí, Kassis fue contratado por la Hong Kong and Shanghai Banking Corporation (HSBC), multinacional para la que en los 16 años siguientes trabajó como gerente de sucursal y, desde 2001, administrador de la división para Oriente Medio con despacho en Ammán. En 2007, tras cursar un MBA Ejecutivo Internacional en la Kellogg School of Management de la Northwestern University, y poseyendo a estas alturas la ciudadanía estadounidense, Kassis regresó definitivamente a su país de origen para asesorar en materia financiera al gobernador de la Autoridad Monetaria Palestina (PMA), institución creada en 1994 con el fin de funcionar como el banco central de la ANP y el parcialmente reconocido Estado de Palestina.

En 2008 Kassis fue nombrado CEO de la Corporación Palestina de Hipotecas y Vivienda (PMHC), compañía pública con participación de capital privado que la ANP puso en marcha en 1997 para aportar soluciones al problema de la escasez de vivienda en las llamadas zonas A y B. Estas eran las áreas de Cisjordania definidas en el Acuerdo Oslo II y entregadas por Israel al gobierno de la OLP y el partido Fatah del presidente Yasser Arafat y de su sucesor en 2004, Mahmoud Abbas.

Así, desde 1995 el Gobierno autonómico operaba con plenitud de atribuciones, en la administración civil y también en el ámbito de la seguridad, en los municipios de Ramallah —sede del Ejecutivo y el Legislativo palestinos—, Nablus, Jenín, Tulkarem, Qalqilya, Belén y Hebrón; a estas ciudades se sumaban Jericó y la Franja de Gaza, primeras jurisdicciones obtenidas para la ANP, aunque con limitaciones, en 1994. Dicho estatus legal no fue alterado por el Gobierno israelí sobre el papel, aunque sí minado decisivamente en la práctica, a lo largo de la destructiva Segunda Intifada (2000-2005) en los territorios palestinos autónomos y ocupados. Luego, la confrontación violenta entre Fatah y el Movimiento de Resistencia Islámico, Hamás, desembocaría en la separación política de facto entre Cisjordania y Gaza, fractura interna que ya estaba planteada cuando Kassis se hizo cargo de la PMHC.

El siguiente nombramiento de Kassis, en septiembre de 2014, fue para llevar la administración general del Banco de Inversiones de Palestina, también con sede en Ramallah y la primera compañía autorizada a prestar servicios de banca comercial en la ANP. En 2018 reanudó las labores de asesoría para la PMA, que requirió sus servicios en planificación estratégica y relaciones internacionales, y en 2019 se estableció como emprendedor privado, convirtiéndose en el fundador y socio mayoritario de las firmas de servicios financieros Awn Factors Co. y Maalchat Digital Wallet.

Partiendo de una primera experiencia en la gestión municipal como teniente de alcalde de Rawabi, una localidad de nueva planta comenzada a construir en 2010 al norte de Ramallah, Kassis se presentó para alcalde de la capital provisional de Palestina en las elecciones locales del 26 de marzo de 2022. La candidatura independiente del experimentado profesional bancario retaba a la del alcalde desde 2012 y aspirante a la tercera reelección, Mousa Hadid, miembro del partido Fatah del presidente Abbas y vicepresidente del Consejo Nacional Palestino. Kassis derrotó a Hadid y el 6 de abril siguiente tomo posesión del puesto.

Como otros regidores municipales y personalidades de la sociedad civil palestina en Cisjordania y Jerusalén Oriental, Kassis reaccionó con pronunciamientos de crítica y denuncia al estallido el 7 de octubre de 2023 en la Franja de Gaza de la enésima y más violenta contienda bélica entre Hamás y las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI). La guerra se desató al lanzar la organización extremista palestina un asalto sorpresa y a gran escala contra el territorio israelí adyacente a Gaza, agresión sin precedentes que fue respondida por las FDI con una devastadora campaña de bombardeos aéreos, seguida de la invasión terrestre del norte de la superpoblada franja a partir del 27 de octubre. La brutalidad extrema, con su secuencia de secuestros en masa, masacres de civiles y bombardeos indiscriminados, caracterizaron desde el primer momento el conflicto, cuyos contendientes concitaron las imputaciones de terrorismo salvaje, crímenes de guerra y genocidio.

A cumplirse un mes de la guerra, con un balance provisional de más de 10.000 muertos en el campo palestino (civiles en su mayoría e incluidas las cerca de 200 personas abatidas en Cisjordania, escenario de disturbios y enfrentamientos con las fuerzas de seguridad israelíes) y otros 1.300 por parte de Israel, Kassis viajó a Barcelona para participar en la mesa redonda temática Cities In Pursuit of Talent and Economic Vitality de la edición anual del Smart City Expo World Congress. Durante su estancia en la capital catalana, el alcalde palestino participó también en un acto académico del Barcelona Centre for International Affairs (CIDOB) y concedió entrevistas a medios periodísticos.

En sus declaraciones, Kassis abordó la trágica situación de Gaza y elevó una condena de la contraofensiva de las FDI, que causaba la muerte de muchos palestinos inocentes y además no podía darle la victoria militar a Israel, ya que Hamás, el enemigo a liquidar, era un "movimiento de liberación" y una "ideología", y por lo tanto no se le podía "arrancar de raíz". Para el edil cisjordano, Hamás era una parte de la realidad palestina y no se la podía ignorar, si bien su forma de "liberar" Palestina, perpetrando ataques como el del 7 de octubre, no tenía cabida "en el siglo XXI".

Inquieto por un posible desbordamiento de la guerra a los otros territorios palestinos pero a la vez aferrado al posibilismo, el alcalde de Ramallah señaló que en Cisjordania sus paisanos estaban enfrentando la actitud cada vez más violenta y agresiva de los colonos judíos y sufriendo la confiscación de tierras, entre otros "estragos" de la ocupación prolongada desde 1967. Esta degradación de la situación podría provocar allí una "reacción" como la del 7 de octubre en Gaza, lo que echaría por tierra esfuerzos como los conducidos en Ramallah, donde la municipalidad estaba construyendo una "ciudad moderna, abierta, liberal, tolerante, democrática, feliz y optimista". "Dejemos que el mundo decida qué modelo quiere, si el de Ramallah u otras ciudades de Cisjordania, o el de la miseria, pérdida de oportunidades, pérdida de esperanza y asesinatos" padecido en Gaza, era su advertencia.

Al entender del alcalde, aún resultaba posible reanudar el diálogo palestino-israelí, aunque no había "espacio para la negociación" con un Gobierno, el del primer ministro Netanyahu, que perpetraba un "acto de venganza" y sostenía un "sentimiento de superioridad" en el que "las vidas palestinas no importan". Según Kassis, la "justicia" era el "requisito para la paz" en Palestina, que pasaba por el cumplimiento de las resoluciones del Consejo de Seguridad y la Asamblea de la ONU, y de todos los tratados y acuerdos suscritos en los últimos 30 años. El resultado de cualquier proceso negociador tendría que ser, concluía, "una Palestina independiente, conectada y con Jerusalén Oriental como su capital", así como "un acuerdo justo para el retorno de los refugiados".

(Cobertura informativa hasta 14/11/2023)

Más información

Issa Kassis en Facebook

Issa Kassis en YouTube

Issa Kassis en LinkedIn

Municipalidad de Ramallah