Pakistaníes en Italia: los desencantos del "vivir transnacional"

Fecha de publicación:
12/2010
Autor:
Ali Nobil Ahmad
Descarga

El presente artículo plantea, en su parte inicial, una crítica constructiva a las teorías sobre la inmigración y subraya los problemas implícitos en las suposiciones de la teoría del capital/red social y en la investigación sobre las economías étnicas y el "transnacionalismo". De estas teorías el autor adopta los postulados que considera más interesantes para aplicarlos al análisis de la diáspora pakistaní en Italia, desmitificando las viejas teorías y reclamando una mayor atención a la economía política de las redes de emigrantes realmente existentes. Considera que las diásporas actúan como organismos que se relacionan con un espacio y un tiempo y van mutando progresivamente. Asimismo, observa cómo los vínculos relativamente débiles que los inmigrantes mantienen hoy en día con el país de origen, contrastan con aquéllos seguramente más fuertes que mantenían las generaciones anteriores de inmigrantes pakistaníes en el Reino Unido, y sugiere así que debemos romper la cadena reduccionista de asociaciones que atribuye automáticamente mayores niveles de transnacionalismo a la nueva inmigración. En este sentido, Nobil Ahmad constata que los factores políticos y económicos son a veces más importantes que la tecnología a la hora de configurar la intensidad de las conexiones sostenidas entre las sociedades emisora y receptora en el proceso migratorio. Los pakistaníes en Italia han gastado la mayor parte de sus energías trabajando o reivindicando derechos políticos en Europa, en vez de viajar o enviar dinero a casa. El autor también confirma que no siempre es cierto que las redes sociales hacen una labor de mediación de la emigración y reducen sus costes; por el contrario, en el Mediterráneo, la prominencia de los agenti en las redes de la emigración sugiere que deberíamos ser sensibles a la importancia de las redes mercantilizadas y a las transacciones comerciales entre emigrantes y autóctonos. Finalmente, se llama la atención sobre la experiencia individual de los inmigrantes que han prosperado y cuyas experiencias están condicionadas por las relaciones de poder, así como determinadas por su posición en la red o por las condiciones que rodearon su llegada a Italia, posiblemente desde otro país europeo y, quizás, habiendo contraído fuertes deudas para sufragar su viaje. Tras las olas de regularizaciones en Italia, la mayoría de los pakistaníes presentes deben enfrentarse a un entorno difícil.