Agenda Exterior: 2022, ¿año decisivo?

Política Exterior - Jan 21, 2022

Eduard Soler i Lecha, investigador sénior de CIDOB y coordinador del informe de prospectiva El mundo en 2022: 10 temas que marcarán la agenda internacional, analiza las claves de este año junto a otros expertos en Política Exterior: “Cuando empieza el año, aquellos que nos dedicamos a las relaciones internacionales y que queremos prepararnos, empezamos mirando el calendario.

>> Acceder a la información

Articulo

Eduard Soler i Lecha, investigador sénior de CIDOB y coordinador del informe de prospectiva El mundo en 2022: 10 temas que marcarán la agenda internacional, analiza las claves de este año junto a otros expertos en Política Exterior: “Cuando empieza el año, aquellos que nos dedicamos a las relaciones internacionales y que queremos prepararnos, empezamos mirando el calendario. Localizamos de antemano una serie de momentos trascendentes. La de 2022 es una lista larga con elecciones en las que se dirime la fuerza del populismo y del pensamiento reaccionario –de Brasil a Francia, pasado por las elecciones de medio mandato en EEUU o los comicios en Hungría– o la probable renovación del liderazgo de Xi Xinping en el XX Congreso del Partido Comunista Chino. También las decisiones que deben tomarse y los compromisos que deben hacerse en grandes cumbres como el Consejo Europeo de defensa, la cumbre de la OTAN en Madrid o la COP27 en Sharm el-Sheij en Egipto. Además, una peculiaridad de este año será la alta carga geopolítica de eventos deportivos como los Juegos Olímpicos de Invierno en Pekín y el Mundial de Fútbol de Qatar.   

No todo es calendarizable. Habrá elecciones anticipadas, catástrofes naturales o anuncios de avances científicos cuyos protagonistas todavía desconocemos. E igualmente incierto es el desenlace de las negociaciones sobre el programa nuclear iraní o cómo evolucionará la rivalidad entre EEUU y China, entre Ucrania y Rusia o entre Marruecos y Argelia.   

El riesgo de fijarnos solo en este tipo de momentos es que nuestra mirada a la agenda internacional sea excesivamente controplacista y con insuficiente capacidad anticipatoria. Para comprender cuáles son las fuerzas que mueven la agenda internacional, también debemos prestar atención al aumento de las desigualdades, la carrera armamentística global, el desplazamiento del centro gravitatorio hacia el Indo-Pacífico, el aumento de los precios de los alimentos, la carrera global en materia de innovación y ciencia, la desconfianza en las instituciones, el agravamiento de las crisis humanitarias y la mayor conciencia climática.   

Si además tuviera que escoger un solo concepto que estructure el mundo de mañana, este sería el de justicia. Hablaremos de justicia climática, de recuperación justa, de justicia en la distribución de tratamientos médicos o de justicia fiscal. No tanto porque esta sea la senda en la que estamos ahora, sino porque tendremos muchos avisos de los peligros de no modificar el rumbo.”