Pol Morillas: “No tiene demasiado sentido que tengamos libertad de movimientos interna, pero que todavía tengamos políticas de migración y políticas de asilo nacionales”

RNE – 24 horas - 30/11/2022

Pol Morillas, director de CIDOB, analiza la cuestión migratoria a raíz de la polémica por la gestión del salto a la valla de Melilla del pasado 24 de junio: “La política migratoria debería ser europea y es nacional todavía. Lo que no tiene demasiado sentido es que tengamos libertad de movimientos interna, que hayamos eliminado las fronteras dentro de la Unión Europea, pero que todavía tengamos políticas de migración y políticas de asilo nacionales. Eso es una gran contradicción: por un lado, eliminamos fronteras; por el otro, las mantenemos. ¿Y eso qué significa? Que en la cuestión migratoria siempre hemos tenido que encontrar soluciones ad hoc, coyunturales, que se han basado principalmente en acuerdos con terceros estados, externalización del control migratorio; y eso, a su vez, nos ha hecho más dependientes de esos estados, como Marruecos o Turquía, por donde transitan los migrantes. Europa se ha convertido en un objeto que no es sujeto y que no puede, por lo tanto, controlar el fenómeno migratorio. A eso suma que, a nivel interno, la politización de la cuestión migratoria ha ido creando más presión en los gobiernos de la Unión Europea también porque han aparecido movimientos de extrema derecha que, en buena medida, han instrumentalizado esta cuestión como batalla política, y esto ha generado unas políticas más restrictivas”.

>> Acceder a la información (01:30:46-01:10:55)