Cuando todo puede convertirse en un arma

La Vanguardia - 20/09/2022

Hace más de dos siglos las guerras empezaron a desbordar los campos de batalla de Europa. Napoleón fue de los primeros en utilizar y sufrir el impacto de “elementos irregulares”. Hoy en día, gracias a la tecnología de la información, la antigua guerra de guerrillas, los golpes de mano y los sabotajes, se han transformado en “amenazas híbridas2, es decir, un acoso constante por parte del enemigo en todos los ámbitos de una sociedad contemporánea. El último informe de CIDOB identifica estas amenazas y las armas que las hacen posible, y llega a la conclusión de que cada vez son más numerosas y fáciles de utilizar.

>> Acceder a la información