Laimdota Straujuma

© Unión Europea (2015)

© Unión Europea (2015)

Actualización: 1 febrero 2019

Letonia

Primera ministra (2014-2016)

  • Mandato: 22 enero 2014 - 11 febrero 2016
  • Nacimiento: 24 febrero 1951
  • Partido político: Vienotiba (Unidad); anteriormente, del partido Nueva Era (JL)
  • Profesión: Economista
Descarga

Presentación

El 22 de enero de 2014 Letonia estrenó su primer Ejecutivo presidido por una mujer, Laimdota Straujuma, una economista con experiencia gubernamental, especializada en el área de Agricultura y perteneciente al partido liberal conservador Vienotiba (Unidad). Straujuma ha recogido el testigo a su colega de formación Valdis Dombrovskis, quien presentó su renuncia en noviembre a raíz del trágico accidente del supermercado de Riga, y cuyo Gabinete de coalición ha expandido con la adición de un cuarto partido, lo que sitúa en el oficialismo a la totalidad del centro-derecha parlamentario: desde ahora, la única agrupación opositora es el izquierdista y prorruso Centro de la Armonía, paradójicamente la primera fuerza del Saeima.

Con Straujuma al timón, Letonia mantendrá la senda económica tomada por Dombrovskis, quien persiguió con tesón la reducción del gasto público y aplicó una fuerte devaluación interna para dejar atrás la desastrosa crisis de 2008-2009. Los buenos resultados macroeconómicos han sido destacados por la Comisión Europa y el FMI como el ejemplo de que la perseverancia en la lucha contra el déficit y la austeridad fiscal es la base para la recuperación del crecimiento vigoroso, con ganancia de competitividad y generación de empleo. El caso de Letonia es más llamativo porque optó por no devaluar su moneda, el lats, con el fin de no postergar su ingreso en la Eurozona, el cual ha tenido lugar el 1 de enero de este año. Ahora bien, el durísimo ajuste económico ha tenido un impacto muy negativo en los niveles de renta de la población y la cohesión social.


(Texto actualizado hasta enero 2014)

Biografía

1. Trayectoria gubernamental en el Ministerio de Agricultura de Letonia
2. Primera ministra en 2014 en sustitución del dimitido Valdis Dombrovskis


1. Trayectoria gubernamental en el Ministerio de Agricultura de Letonia

Escasas son las referencias vitales de la nueva primera ministra de Letonia, la primera mujer en encabezar el Gobierno del país báltico, de la que no se han facilitado –ni siquiera la prensa de su propio país– datos básicos como su lugar de nacimiento (en 1951), sus antecedentes familiares o su estatus civil. Graduada en 1973 por la Facultad de Física y Matemáticas de la Universidad de Letonia en Riga, durante 15 años trabajó como asistente de investigación en la sección de Economía Agrícola de la Academia de Ciencias Letona. En 1987 inició estudios de posgrado dentro de su especialidad agroeconómica en el Instituto de Economía de la propia Academia, formación que en 1991, el año del acceso de la República de Letonia a la independencia con la desintegración de la URSS, la habilitó para encabezar el Plan Nacional del Sector Agrícola. Al mismo tiempo, ejerció en el incipiente sector privado, en la compañía Centro de Cálculo de Letonia.

En 1992 obtuvo el doctorado en Economía con una tesis sobre el empleo de recursos fabriles en las compañías letonas y al año siguiente asumió tareas directivas en el Centro Letón de Asesoría y Apoyo Educativo Agrícolas (LLKCN). En 1998 se convirtió en presidenta de la entidad. En la segunda mitad de la década de los noventa compaginó su actividad profesional en Letonia con una serie de cursillos de capacitación en el extranjero, en centros de Dinamarca, Finlandia, Bélgica, Estados Unidos y la Lancashire Business School del Reino Unido. Las materias lectivas fueron la legislación europea, la gestión y contabilidad empresariales, los servicios de consultoría y la investigación aplicada a la producción económica.

En 1998 Straujuma, con 47 años, debutó en el mundo de la política al hacerse militante del Partido Popular (Tautas Partija, TP), nueva formación del centro-derecha liberal fundada en mayo de ese año por el empresario y ex primer ministro (1995-1997) Andris Skele, quien atrajo para su proyecto político a sectores escindidos de otras agrupaciones del arco conservador, fundamentalmente el Partido Conservador Nacional Letón (LNNK), el Camino Letón (LC) y la Unión Cristiano Demócrata Letona (LKDS). El TP se hizo con una exigua mayoría simple en las elecciones legislativas del 3 de octubre de 1998 y Skele no pudo formar un Gobierno de coalición, lo que sí consiguió, en noviembre, Vilis Kristopans, del LC. Sin embargo, el Gabinete Kristopans naufragó en julio de 1999 y entonces Skele pudo articular un Ejecutivo alternativo con su TP, el LC y la Unión por la Patria y la Libertad (TB/LNNK). El 16 de noviembre siguiente Straujuma fue incorporada al segundo Gobierno Skele como subsecretaria de Estado en el Ministerio de Agricultura, cuyo titular era el también popular Aigars Kalvitis.

La caída de Skele en abril de 2000 no afectó a la posición subalterna de Straujuma en el organigrama del Gobierno porque el nuevo primer ministro desde mayo, Andris Berzins, del LC, revalidó el tripartito saliente y además lo amplió con la adición de un cuarto socio, el Nuevo Partido (JP). El 9 de octubre de 2000 la economista fue ascendida a secretaria de Estado en el Ministerio de Agricultura. Straujuma se mantuvo en el cargo cerca de siete años, un período bastante dilatado para los estándares de la cambiante política letona. El registro fue posibilitado a partir de 2002 al abandonar el TP y fichar por Nueva Era (Jaunais laiks, JL), formación liberal conservadora puesta en marcha en febrero de aquel año por el ex presidente del Banco de Letonia Einars Repse.

El JL fue el partido más votado en las elecciones al Saeima del 5 de octubre de 2002 y el 7 de noviembre siguiente Repse tomó el relevo a Berzins como primer ministro. Straujuma fue confirmada en el Ministerio de Agricultura, y lo mismo sucedió al inaugurar sus ejecutivos los sucesores de Repse a partir de marzo de 2004, Indulis Emsis, de la Unión de Verdes y Campesinos (ZZS), el popular Kalvitis, de cuyos gabinetes de coalición el JL fue socio. En todo este tiempo, la funcionaria sirvió con tres ministros de Agricultura, Kalvitis, Atis Slakteris y Martins Roze. Además, desde 2002, compatibilizó su servicio en el Ejecutivo con la membresía en el Consejo de Administración del Banco Hipotecario y Agrícola de Letonia, una entidad financiera perteneciente al Estado.

Las elecciones del 7 de octubre de 2006 alumbraron un segundo Gabinete Kalvitis de coalición para el que ya no se contó con el JL. Sin embargo, Straujuma no fue apeada del Gobierno y desde enero de 2007 continuó en el mismo como secretaria de Estado, pero transferida al Ministerio de Desarrollo Regional y Gobiernos Locales, donde se puso a las órdenes directas del ministro Aigars Stokenbergs. Se trató de una muestra de confianza de Kalvitis, convertido en el líder del TP, en las capacidades de su antigua colaboradora y colega partidaria, cuyo perfil era más técnico que político. La misma valoración de la aptitud profesional de Straujuma explicó su continuidad en el Gabinete de Ivars Godmanis, del Primer Partido de Letonia y Camino Letón (LPP/LC), constituido el 20 de diciembre de 2007 y sin participación formal del JL tampoco. Por estas fechas, la secretaria de Estado estaba activa en la Academia Letona de Ciencias Agrícolas y Forestales, y posteriormente iba a incorporarse a los consejos universitarios de la Universidad de Agricultura Letona (LLU).

La gravísima crisis económica y financiera que azotaba Letonia se llevó por delante el Gobierno Godmanis, que dimitió en pleno el 20 de febrero de 2009. Entonces, el presidente de la República, Valdis Zatlers, se decantó para reemplazar a Godmanis por un miembro del JL y por tanto de la oposición, Valdis Dombrovskis, eurodiputado y ex ministro de Finanzas. Dombrovskis, acuciado por el riesgo cierto de una bancarrota nacional, forjó un Gabinete de coalición mayoritario con cinco partidos, el JL, el TP, la ZZS, la TB/LNNK y la Unión Cívica (PS), que tomó posesión el 12 de marzo. Straujuma se mantuvo como secretaria de Estado del Ministerio de Desarrollo Regional y Gobiernos Locales.

Las elecciones legislativas del 2 de octubre de 2010 dieron la mayoría a la coalición Vienotiba (Unidad), formada por el JL, la PS y la Sociedad por una Política Diferente (SCP). El 3 de noviembre siguiente Dombrovskis formó su segundo Gobierno de coalición, esta vez entre Vienotiba y la ZZS. Straujuma cesó como secretaria de Estado, pero en enero de 2011 continuó vinculada al Gobierno como subsecretaria de Estado del nuevo Ministerio de Protección del Medio Ambiente y Desarrollo Regional, que fusionaba las competencias de los anteriores departamentos del Medio Ambiente y de Desarrollo Regional y Gobiernos Locales, con el verde Raimonds Vējonis al frente. Pese al fuerte varapalo sufrido en los comicios anticipados del 17 de septiembre de 2011, que la desplazaron a la tercera posición, Vienotiba, convertida el 6 de agosto anterior en un partido unificado bajo el mando de la presidenta del Saeima, Solvita Aboltina, fue capaz de seguir gobernando en coalición con el Partido Reformista de Zatlers (ZRP), fundado por Valdis Zatlers tras dejar la Presidencia de la República en julio, y la Alianza Nacional (NA, que incluía a la antigua TB/LNNK) de Raivis Dzintars.

En este verdadero frente del centro-derecha liberal y nacionalista letón, formado para bloquear el acceso al poder del Centro de la Armonía (SC), la alianza de partidos de la izquierda prorrusa y ahora mismo la primera fuerza del Saeima, Straujuma encontró acomodo en calidad de independiente, aunque lógicamente vinculada a Vienotiba. El 25 de octubre de 2011 Dombrovskis inauguró su tercer Gabinete, donde Straujuma, por primera vez, portaba una cartera ministerial, la de Agricultura, tomada de Janis Duklavs.


2. Primera ministra en 2014 en sustitución del dimitido Valdis Dombrovskis

El 27 de noviembre de 2013, en una decisión que cogió a todo el mundo por sorpresa, el primer ministro Dombrovskis, quien gozaba de una reputación de integridad y solvencia (lo que le había permitido mantener unos buenos índices de aceptación popular pese a la cara desagradable de sus medidas de ajuste) puso su cargo a disposición del presidente de la República, Andris Berzins, en asunción de sus responsabilidades por el grave accidente, ocurrido seis días atrás, del derrumbe de la cubierta del supermercado de la cadena Maxima en Riga, tragedia que había costado la vida a 54 personas y herido a otras 41. Al presentar su dimisión irrevocable, Dombrovskis alegó que Letonia necesitaba un Gobierno apoyado en una sólida mayoría parlamentaria para responder a la crisis del accidente, que junto con la lógica conmoción nacional había desatado una fuerte polvareda en la opinión pública, la cual exigía una investigación a fondo de las deficiencias técnicas de la estructura colapsada y la eventual depuración de responsabilidades, políticas y judiciales.

En diciembre, Berzins rechazó por dos veces al primer candidato a primer ministro propuesto por Vienotiba, Artis Pabriks, actual ministro de Defensa y anteriormente de Asuntos Exteriores, con el argumento de que no estaba seguro de que satisficiese los requerimientos básicos de tener detrás un amplio respaldo parlamentario y de paso dominar las cuestiones económicas, más ahora en que Letonia, tras una larga, dura y perseverante cura de austeridad financiera acompañada de una devaluación interna (es decir, reduciendo los costes de producción) para ganar competitividad, se disponía a despedirse del lats y adoptar el euro, mudanza monetaria que iba a tener lugar oficialmente el 1 de enero de 2014.

El jefe del Estado indicó a los partidos del Gobierno saliente que se requería una personalidad de consenso y al mismo tiempo con experiencia gubernamental y perita en política fiscal y macroeconomía. La solución de recambio de Vienotiba fue la ministra de Agricultura. Así las cosas, el 5 de enero de 2014, con Letonia ya convertida en la décimo octava economía de la Eurozona y dos días antes de expirar el plazo dado por el presidente a los partidos antes de hacer su nominación personal para el cargo, la formación conservadora presentó la candidatura de Straujuma, quien sí obtuvo el visto bueno de Berzins y que justamente ahora recibió la cédula de miembro del partido.

En el Saeima, Straujuma gozaba del respaldo de Vienotiba, el RP (nuevo nombre del ZRP), la NA y una cuarta fuerza parlamentaria, la ZZS. El nuevo oficialismo sumaba una mayoría absoluta de 69 escaños e integraba a cuatro de los cinco grupos con representación parlamentaria, todos del centro-derecha; la nueva oposición iba a quedar reducida por tanto al SC del joven alcalde de Riga, Nils Usakovs, que paradójicamente era el primer partido del país. El 6 de enero Berzins hizo el nombramiento oficial y el 22 del mismo mes el Gabinete Straujuma obtuvo la confirmación en el Saeima de 100 miembros por 64 votos contra 27. Acto seguido tomaron posesión Straujuma y sus 13 ministros, cinco de los cuales repetían en sus puestos.

En el reparto de carteras, Vienotiba se quedó con tres, las de Finanzas, donde repitió Andris Vilks, Salud y Educación y Ciencia. El RP tomó otras tantas y de peso, las de Exteriores, Interior y Economía, idas respectivamente a Edgars Rinkevics, Rihards Kozlovskis (ambos, confirmados) y Vjaceslavs Dombrovskis. Tres puestos correspondieron igualmente a la ZZS, los de Defensa, para Raimonds Vejonis, Agricultura y Bienestar. La NA obtuvo dos ministerios y las dos carteras restantes fueron para independientes. A diferencia del segundo y el tercer gabinetes de Dombrovskis, el Gabinete Straujuma no incluyó el cargo de viceprimer ministro. La flamante primera ministra explicó que había meditado cuidadosamente el ofrecimiento de Solvita Aboltina de encabezar el próximo Ejecutivo antes de responderle que sí y que Vienotiba no le había exigido convertirse en militante del partido. Asimismo, reiteró que su Gobierno no se apartaría de la política macroeconómica aplicada por Dombrovskis y cuyos ejes eran la disciplina fiscal, la reducción general de costes y la consolidación financiera, aunque sus esfuerzos también incluirían la corrección de las desigualdades sociales, indicó.

En estos momentos, la economía letona crecía por encima del 1% intertrimestral y en torno a un 4% interanual, con diferencia las tasas más dinámicas de la Eurozona. La austeridad a ultranza practicada por los gobiernos de Dombrovskis había empujado el déficit público a un valor mínimo, del 1% del PIB (en el catastrófico año de 2009, cuando el PIB se despeñó con una contracción del 18%, el déficit había rozado el 10%), con las consiguientes felicitaciones de Bruselas. La tasa de paro andaba en el 12%, en consonancia con el promedio de la Eurozona, y el comportamiento de los precios era ya deflacionario, aunque esto no estaba afectando al crecimiento. La otra cara de la moneda la ponía el PIB por habitante, que sólo representaba el 64% de la media de la UE; de los 28 estados miembros, únicamente Bulgaria, Rumanía y Croacia eran más pobres que Letonia en términos de poder adquisitivo de sus habitantes.

(Cobertura informativa hasta 1/2/2014)

Más información

Gobierno de la República de Letonia

Laimdota Straujuma en Twitter

Laimdota Straujuma en YouTube

Web del partido Unidad (Vienotiba)