Derecho a la ciudad, de la calle a la globalización

Fecha de publicación:
12/2019
Autor:
Jordi Borja, profesor emérito, Universitat Oberta de Catalunya (UOC)
Descarga

El derecho a la ciudad fue construido por la movilización de la ciudadanía. En medio de la ebullición intelectual y los proyectos urbanísticos de los años sesenta y setenta emergieron los movimientos urbanos, barriales y ciudadanos. Fueron las clases populares y, en parte, la clase media, las que hicieron suyos los conceptos –los intuían sin haberlos aprendido– y se apropiaron de los instrumentos de transformación. Ni los profesionales ni los políticos –salvo algunas excepciones que se unieron a los activistas sociales– los asumieron. América Latina fue el continente donde más se desarrollaron los movimientos sociales de las clases populares que generaron una movilización masiva con bastante continuidad y organización. Cabe destacar el Movimiento Nacional por la Reforma Urbana en Brasil –con propuestas jurídicopolíticas–y la lucha por la vivienda y el reconocimiento del lugar en Chile, Argentina, México, Ecuador, Perú, etc., que incidieron en las políticas públicas, aunque con frecuencia los «con techo» se quedaron sin ciudad.